miércoles, 6 de noviembre de 2019

CHISPAZOS OTOÑALES

Tras el cambio de hora al llamado "horario de invierno" y con la vista puesta en la nueva edición de las Elecciones Generales en España, retomo, una vez más y no sin cierto "jet lag" o desfase temporal, la escritura de mi "blog chestertoniano".
En esta ocasión os ofrezco una muestra de chispazos otoñales, más largos de como los solía escribir antes, unos chispazos de otoño e invierno, chispazos binintencionados acerca de noticias relacionadas con Chesterton, con el Papa Francisco y la actualidad española e internacional. Helos aquí.

 * * * * * * *
ST. JOHN HENRY NEWMAN, SAN JUAN ENRIQUE NEWMAN

Tras varios años de Pontificado y haciendo un primer balance de la actividad, decisiones y forma de llevar a cabo su Ministerio Pontificio y su sacra labor pastoral, cabe decir que el llamado Papa Francisco, al menos a nivel popular y en España, no termina de caer bien, de congregar voluntades y de generar simpatías entre los fieles católicos, españoles, europeos y de todo el mundo.
Creo que todos, creyentes o no, apreciamos la humildad y sencillez de Francisco y valoramos positivamente las canonizaciones que ha otorgado a los "nuevos santos y santas" reconocidos por la Santa Iglesia católica, apostólica y romana.
Personalmente me hizo muchísima ilusión ver declarado Santo al gran Cardenal John Henry Newman, hoy San John H. Newman.

¡Rogad por Inglaterra, San Juan Enrique Newman, rogad por los ingleses y por todos nosotros! Amén.

* * * * * * *



En cambio, me entristeció, como debió entristecer a los propios católicos ingleses y de otros lugares, saber que el actual Obispo de la diócesis inglesa de Northampton, diócesis a la que perteneció G. K. Chesterton, se negó a autorizar la apertura de su causa de beatificación. Sea lo que Dios quiera y no lo que los hombres queramos.

En cualquier caso, os pido a todos una oración para el Papa Francisco y me uno a ella, porque es sano y muy bueno el rezar por nuestros pastores, por nuestros obispos, presbíteros y diáconos: todos ellos, nos gusten o no, son "laboratores", "operatores" y "obreros de la Viña del Señor", al igual que lo somos nosotros, Iglesia, asamblea y Pueblo del Señor, redimidos todos por Él.

También pido que recemos por la salud del sabio y amable PP. Benedicto XVI (Joseph Ratzinger), su predecesor en la "silla de Pedro", desde donde también ejerció el Ministerium Petri. Recemos, pues, por la salud e intenciones del Papa Emérito Benedicto XVI. Ambos son hombres de Dios y de ambos está necesitada la Iglesia, como está necesitada del trabajo, las oraciones y la fe de todos sus hijos.

Esperemos que los pontificados de ambos, del Papa argentino, facundo y viajero, y el que pudo ejercer libre y voluntariamente el Papa alemán, humilde y sabio, sirvan para mejorar a nuestra madre, la Iglesia, y lleven siempre su nave a buen puerto.

Por tanto, queridos amigos, os ruego oraciones por las intenciones tanto de Su Santidad el Papa Benedicto XVI como de SS P. Francisco.

Dios nuestro Señor Jesucristo les bendiga a los dos, Nuestra Señora la Virgen María les proteja siempre de todo mal y el Espíritu Santo los guíe, ilumine, dé fuerzas y oriente bien, en esta época de errores, en estos duros tiempos de confusión, descuidos y extravíos. 

* * * * * * * 

En España continúa el bloqueo y la parálisis política: cuartas Elecciones Generales en cuatro años...

La situación se saldría de lo habitual pero siempre sería comprensible... Sin embargo, se ha vuelto irrespirable y casi insoluble, por la crisis en Cataluña: violencia, rebelión, motín, algaradas y combates callejeros por culpa de los políticos independentistas, secesionistas y separatistas que hoy, por desgracia, campan a sus anchas por buena parte de Cataluña, tierra que estimo mucho.

A esa crisis y a esa decadencia en la vida política española, se añade la crisis socioeconómica, moral, religiosa y de valores éticos. Tal vez el problema esté en el propio sistema de Gobierno que en su día nos dimos los españoles, y ahí es donde se torna endiabladamente complicado el problema.

Es decir que nuestra "Democracia" es más bien una corrupta y además imperfecta partitocracia, ese imperfecto "sistema de partidos" (the System Party, noción que debatieron en su época y ya emplearon Hilaire Belloc y los hermanos Gilbert y Cecil Chesterton), ese "sistema del partido en el poder", que se turna con otro partido y que vienen desarrollando las leyes emanadas de la Constitución Española de 1978, que tantos bienes ha dispensado a nuestra sociedad durante estos cuarenta y tantos años, pero que también es causa de muchos de los males que hoy vivimos y padecemos.

Belloc y los hermanos Chesterton, al contemplar la España y la Inglaterra de hoy, al Reino Unido que quiere "irse" de la Unión Europea, tal vez se horrorizarían; desde luego, estoy totalmente seguro de que verían con suma preocupación el casi eterno, intrincado, peliagudo, laberíntico y engorroso asunto del Bréxit.

Volviendo a España, ha quedado bien claro que el PSOE y el PP ocultaron a los mass media la corrupción, a lo que se une la apatía de los poderosos sobre los males de los pobres y débiles, se une a la incompetencia general de los gobernantes, a la enorme mediocridad de tantos y tantos personajes que odian a España, a la tristísima indiferencia del pueblo español, y al descontrol general con tantos meses de ausencia de Gobierno.

Seamos españoles de bien, de paz y de buena voluntad, huyamos de la guerra, del frentismo y el rencor, huyamos de la peste, de la guerra, de la división, de la desunión, y en cambio, si nos es dado, busquemos la concordia, el diálogo, la serenidad de sentarse a hablar de nuestros males y problemas, sin complejos; en definitiva, sepamos ver las necesidades de nuestro prójimo, que es el más próximo, nuestros vecinos, amigos, conocidos y familiares.

Sepamos, pues, ser también sana, amigable, sensata y justamente patriotas, tratemos de ser humildes defensores de la familia y de la vida en nuestra milenaria nación española, sea de la España continental o de la América española e ibérica, junto con nuestros amigos de Portugal y Brasil, naciones hermanas de España.

En fin, procuremos ser hombres y mujeres libres e iguales, leales, unidos, y, si tenemos el don de la Fe cristiana, procuremos ser colaboradores de las obras de Amor, fieles siempre a Nuestro Señor Jesucristo, devotos de su Obra y del Amor de Nuestra Señora, María.

Vivamos pacíficamente, confiando los unos en los otros, siempre bajo las mismas leyes, y todos de común acuerdo, rezando juntos (quien libremente quiera unirse a esas oraciones y rezos), tolerándonos unos a otros, con nuestra forma de ser, con nuestras peculiaridades, viendo que todos somos seres humanos, todos y cada uno de nosotros... Y todos, "hijos adoptivos" de Dios.

* * * * * * *

Dios te bendiga, querido lector, Dios os bendiga a todos; que el Dios Justo y Misericordioso de Israel os bendiga a todos vosotros, estimados lectores de este Blog y a todos nosotros, fieles cristianos, nos protejan Nuestra Señora la Virgen María, Madre de la Iglesia y abogada nuestra, y su Santísimo Hijo, Jesús.